La Docencia frente al Reto de Innovación Educativa

 

El surgimiento de un nuevo paradigma cultural para el occidente, como consecuencia de importantes avances científicos y tecnológicos, que generaron nuevas formas de acceder a la información y de comunicarse, ha producido cambios en el trabajo, la economía y la educación. Este nuevo paradigma cultural ha dado lugar a lo que se denomina la sociedad de la información y del conocimiento, la cual se caracteriza por el ritmo de cambio e innovación, la revolución científica y tecnológica que se generaliza con rapidez, y la universalización de los hechos económicos, sociales y políticos gracias a las tecnologías de información y comunicación principalmente.

 

 Hoy, con el crecimiento constante de datos, informaciones y conocimientos, alumnos y profesores se pueden perder en la torre de Babel de la red,  y quedarse en el papel de consumidores acríticos de datos, sin  procesar debidamente  información y mucho menos construir conocimiento.  Cabe destacar que el simple acceso a la información puede constituir una visión de parcelas de saberes dispersos, en tanto que se genera  conocimiento cuando se llega a la organización, relación , contextualización y transformación de la información.   


La función docente comprende el conjunto de roles, acciones-actividades-tareas en las que el profesor participa como profesional de la educación  en instituciones formalmente dedicadas a la formación de personas,  para lograr objetivos educacionales. La función docente se orienta por los paradigmas y enfoques de la ciencia, y por los  paradigmas de la educación. 

 

Actualmente se pueden identificar dos modelos básicos de enseñanza: el modelo transmisor y el modelo de participación activa.  Según el modelo transmisor, el docente es el que sabe, pero más bien lo que se quiere decir es que ha acumulado  información,  porque la sabiduría, desde su significado en  latín,  se refiere al saber con sabor, lo cual no sería “objetivo” desde este modelo.  Así que en el modelo transmisor, el profesor lo único que puede dar es información,  no propicia la  relación interpersonal; no relaciona los contenidos de clase con la vida, de manera que  en el aula se representa  una situación irreal, donde la vida no sucede, sino que se deja pasar hasta salir de la escuela,  la vida del alumno está afuera, lejos del conocimiento. En el modelo transmisor el alumno es el recipiente al que hay que llenar, por lo general se considera que  no sabe nada, y por eso no puede enseñar. La educación es sólo información, datos, que llevan una sola dirección, sin retroalimentación. 

 

En el modelo de enseñanza por la participación activa en cambio, se trata de que el profesor guíe el proceso de construcción de conocimiento mediante  la participación de los alumnos, promoviendo su  actitud crítica ante problemas concretos y  el despliegue de sus capacidades en la generación de propuestas nuevas para las nuevas realidades. 

 

Hasta ahora, a pesar del boom del constructivismo, los profesores en Venezuela siguen  orientando su función docente en términos de la aplicación del “programa” y sus indicaciones para enseñar determinados contenidos y lograr determinados aprendizajes de los alumnos, en el marco de una disciplina.  Sigue predominando el  rol de facilitador que se impuso a finales del siglo veinte,  orientado a la enseñanza por simplificación de los contenidos de las ciencias,  como si la complejidad de la realidad fuera negativa para el aprendizaje de los alumnos,  de manera que para facilitar los aprendizajes, la tendencia es  a  informar en términos de  la fragmentación del saber y su supuesta objetividad, para que sea más fácil la memorización, omitiendo la enseñanza sobre las consecuencias de las transformaciones generadas por la ciencia y la tecnología en la vida humana, y la importancia del aprendizaje de actitudes y valores para preservar la condición humana. 

 

Ahora bien, ¿cómo lograr el cambio de  la función docente en el contexto de las demandas por innovación educativa y de la revolución digital?   Parto del supuesto que se requiere  revisar el  conocimiento profesional de los docentes, es decir el conocimiento sobre lo teórico y lo práctico de la pedagogía como marco conceptual de la acción docente,  su concepción epistemológica de lo que significa ser docente.  Me gustaría recibir sus comentarios al respecto.

Visitas: 100

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de DIM-EDU para añadir comentarios!

Participar en DIM-EDU

Próximos ENCUENTROS DE CENTROS INNOVADORES Para enviar un evento a esta AGENDA rellenar este formulario.

ENLACES RECOMENDADOS

guía saber +
+ éxito educativo

VER NUEVO PARADIGMNA EDUCATIVO

LOS ENCUENTROS DE CENTROS INNOVADORES...

... Son jornadas gratuitas organizadas a coste cero.

Nadie cobra(ni ponentes ni organizadores), nadie paga.

Las empresas que aparecen en esta web aportan un pequeño patrocinio que cubre los gastos de viaje de los organizadores DIM-EDU.

Estamos buscando un gran mecenas que aporte 2.000 € para cada ENCUENTRO para poder pagar gastos de viaje de ponentes que vengan de lejos y tener un detalle (almuerzo, obsequio...) con todos ellos.

© 2019   Creado por Pere Marquès.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio