Cuadernos de pedagogía nº  418. Monográfico. Recursos para una escuela 2.0

La llegada de Internet ha hecho posible la reinvención de uno mismo a través de la construcción de identidades ficticias. Pero hoy en día, en el estado actual de la web social, se ha dado paso a una identidad madura, transparente y aumentada, mucho más potente que antes del ejercicio de autoconocimiento, autoexpresión y autorrealización que supone una interacción bien aprovechada, en las redes sociales.

“La construcción de identidad implica el triple desafío (y riesgo) de confiar en uno mismo, en otros y también en la sociedad” (Zygmunt Bauman)

Compartimos mucho, cada vez más y cada vez en más redes sociales. Transmitimos en directo (real time web, lifestreaming) nuestras vidas, opiniones, relaciones, conexiones, pensamientos, conocimientos (Reig, 2010).

Para las generaciones que no han nacido en el marco de esta forma de expresión puede resultar inquietante la despreocupación de los jóvenes sobre lo que publicamos, así como la idea de que muchos de los entornos colaborativos en los que interactuamos nos sean proporcionados por empresas que explotan económicamente nuestros datos. Pero es indudable que vivimos un fenómeno para el que ya no hay vuelta atrás. Es, entre otras muchas cosas, la sociedad de la transparencia (Reig, 2009), con connotaciones tan positivas como la apertura, la autenticidad, la tolerancia o la inclusión de lo diverso.

Escribía Gabriel García Márquez que todos tenemos tres vidas: la pública, la privada y la secreta. Y podríamos decir que cada vez son más difusos los límites entre ellas, que cada vez es más difícil encapsular una información que es fluida por naturaleza y fluye, aún más, en los ecosistemas de redes digitales.

La privacidad es, sin duda, la gran perjudicada, y si antes decidíamos qué aspectos de nuestra privacidad convertíamos en públicos, ahora, como veremos al final, debemos decidir qué preservar, para trabajar de forma activa para lograrlo

 

Acceder al enlace:

http://www.oei.es/noticias/spip.php?article10389

Visitas: 92

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de DIM-EDU para añadir comentarios!

Participar en DIM-EDU

Comentado por Paola Andrea Dellepiane el 16 abril, 2012 a las 12:12am

Nuestras aportes en  las redes sociales, publicaciones de artículos en blogs, imágenes que hemos subido, comentarios a otras publicaciones, etc., es lo que constituye la identidad digital que nos define en Internet, y como dice el artículo, la red ha posibilitado la creación de "nuevas identidades".

Excelente paso por  la historia de Internet y su influencia en la construcción de identidades digitales. Acuerdo con las autoras que la web social ha posibilitado potenciar los canales de comunicación y así ser más sociables.  Claro que sigue siendo fundamental el rol educativo, tanto desde la escuela como en las familias, de manera de "aprender y enseñar a proyectar y proteger nuestra identidad digital"

Próximos ENCUENTROS DE CENTROS INNOVADORES Para enviar un evento a esta AGENDA rellenar este formulario.

ENLACES RECOMENDADOS

guía saber +
+ éxito educativo

VER NUEVO PARADIGMNA EDUCATIVO

LOS ENCUENTROS DE CENTROS INNOVADORES...

... Son jornadas gratuitas organizadas a coste cero.

Nadie cobra(ni ponentes ni organizadores), nadie paga.

Las empresas que aparecen en esta web aportan un pequeño patrocinio que cubre los gastos de viaje de los organizadores DIM-EDU.

Estamos buscando un gran mecenas que aporte 2.000 € para cada ENCUENTRO para poder pagar gastos de viaje de ponentes que vengan de lejos y tener un detalle (almuerzo, obsequio...) con todos ellos.

© 2019   Creado por Pere Marquès.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio